sábado, 22 de abril de 2017

Arquitectura vernácula en las Mesas de Acosta, municipio de Santa Cruz de Juventino Rosas, Guanajuato

  Mesas de Acosta es una de las comunidades rurales que está metida en la Sierra de Codornices. Actualmente forma parte del municipio de Juventino Rosas, antes lo fue del de Salamanca y, originalmente, era parte de una enorme propiedad llamada Hacienda de Los Dos Ríos. Por su ubicación podemos pensar que más que agrícola su producción estaba enfocada a producir carbón debido al bosque que había en rededor. Y la parte agrícola quedaba en lo que propiamente eran esas "mesas".

  Siendo ésta una zona serrana son más bien pocos los terrenos cultivables de ahí que se le conozca en plural, dado que un mesa se entiende también por "cualquier llanura de tierra", y son varias las que asoman por aquí. En cuanto a lo de Acosta fue debido al apellido de uno de sus propietarios. El nombre completo no sé cuál habrá sido. Rojas Garcidueñas en su Salamanca, recuerdos de mi tierra guanajuatense, lo consigna así: 

  "... por ejemplo Dos Ríos que hoy tiene población muy reducida la tuvo grande, porque formaba una propiedad con las Mesas de Acosta, el Jagüey, Don Lucas y otras hasta la Joya de Villafaña..."

  En el libro de Pedro González, Geografía local del Estado de Guanajuato, vemos el censo de 1900 en el que se mencionan dos Mesas de Acosta, la de Arriba con 264 habitantes y las de Abajo con 367 y están dentro del municipio de Santa Cruz de Juventino Rosas. Habiendo esa relación con Dos Ríos, vemos algo en su arquitectura vernácula que une a toda la región con el uso de la piedra que por el rumbo abunda, digamos que es el sello característico de la región nor-oriente de Salamanca, sitio en el que se levanta la Sierra de Codornices.









  Este es el arroyo (río) que baja algunos kilómetros para unirse a otro arroyo, creando el paraje de los dos ríos, la toma la hice en plena temporada de estiaje, cuando es temporada de lluvia el verde y la abundancia de agua crean un paisaje espectacular.













  Esta es una de las mesas.

  Desde la mesa sur se alcanza a divisar el Culiacán...

... y hacia el oriente el Pilón.

viernes, 21 de abril de 2017

Antes y ahora: La estación del tren en Salamanca

 Salamanca, 1900.- Así lucía hace más de un siglo la estación del ferrocarril de México a Ciudad Juárez en Salamanca, Gto. Era uno de los puntos de mayor movimiento y tránsito de gente en la población. El tren era el más eficiente medio de comunicación.

 Salamanca, 2017.- Así luce actualmente la estación, es muy poca gente la que pasa por ahí. El servicio de pasajeros ya no existe.

jueves, 20 de abril de 2017

Neogótico mexicano: el templo del Santo Niño de la Paz, CDMX.

  Caminaba junto con una amiga por el centro histórico de la CDMX cuando, al pasar por el acceso a un monumental estacionamiento (la monumentalidad es debido a que era de varios pisos) vimos algunas fotografías de época en las que se mostraba lo que fue el Paseo de la Reforma, en una de ellas (la que sigue) se veía una parte de la Colonia Juárez en la que, al poniente sobresalía una torre, una aguja que indicaba alguna construcción netamente porfiriana, a los dos días que iba en el autobús por la mencionada avenida, luego de la glorieta de la Columna, note una aguja al fondo, pensé se trataba del edificio de la fotografía, pedí la parada y fui hacia allá.

  Fue de ese modo que descubrí una iglesia católica de estilo neogótico que actualmente está escondida entre los enormes edificios del Paseo de la Reforma. La interesante construcción fue levantada por la señora Catalina Escandón (quizá hija.. o nieta, de Antonio Escandón) y no fue hasta 1930 que se concluyó la obra.

  Algo de la historia del lugar la puedes leer en este enlace. Y con las imágenes que logré, te darás una idea de lo que es el lugar en la actualidad. Se localiza en la calle Praga, No. 11. Para que sepas dónde bajarte del autobús, verás la tienda La Europea, en la planta baja de un gran edificio sobre Reforma, la calle anterior es Praga, y a 50 metros está el lugar, en la acera poniente.
















miércoles, 19 de abril de 2017

La exposición Nacimientos. Arte y tradición popular. Palacio de Iturbide.

  Al comenzar este 2017, tuve la oportunidad de ir a la ahora llamada CDMX; caminar por el Centro Histórico me es indispensable hacerlo en cada visita y esta vez no fue la excepción. En Madero, donde se levanta el Palacio de Iturbide, aquella casa que por sus características arquitectónicas se le ha nombrado como palacio, y que por haber sido prestada al Primer Emperador de México adquirió su apellido, fue en realidad no del efímero Emperador, sino de un acaudalado hacendado, el marqués de Jaral de Berrio. Ahí regularmente hay excepcionales exposiciones la que esa vez se realizaba era la de Nacimientos: Arte y tradición popular. Y esto es lo que ahí vi.

  "Uno de los eventos más importantes para el mundo cristiano es el nacimiento de Jesús, por lo que ha sido motivo de representación en pinturas y bajos relieves de tipo devocional, los cuales se remontan a los primeros siglos de nuestra era. Esta celebración tiene su origen durante la segunda mitad del siglo III y primer cuarto del siglo IV, cuando importantes teólogos se reunieron en asamblea y determinaron como el día del Christus Dei el 25 de diciembre, fecha en la que se hacen coincidir este acontecimiento con las tradiciones de cultos paganos y las celebraciones romanas; es en el papado de Julio I, a iniciativas de San Cirilo, obispo de Jerusalén, que se confirma esta fecha.

  "La costumbre de recrear el nacimiento de Jesús como una representación personificada alrededor del pesebre de Belén, tal y como lo relata el evangelio de San Lucas (2, 1-20), data del siglo XIII.

  "Es a San Francisco de Asís a quien se le atribuye en el año de 1223, la escenificación en vivo del primer nacimiento en la cueva de Greccio, en Umbria, para conmemorar la Natividad de Jesús con la autorización del Papa Honorio III. Dicho evento cobra gran importancia y rápidamente se extiende al resto de la región que hoy constituye Italia.

  "Con el tiempo en la escenficiación se sustituyó a los personajes reales por tallas de madera policromada de tamaño natural, pero es hacia la segunda mitad del siglo XVII, y en particular durante el XVIII, que alcanzan su mayor apogeo en toda Europa. Entre los nacimientos destacan los de factura napolitana y es en España en donde se le da el nombre de Belén. El hecho de que fuesen principalmente de tamaño real hacía que su instalación se llevara a cabo en las iglesias, conventos y palacios en donde recibían la visita de los fieles en Navidad seguida de gran entusiasmo y devoción. 

  "Este hecho propició el deseo del pueblo de instalar en sus casas belenes semejantes  a los expuestos en las iglesias, lo que, por carácter intimista y devocional, sumado a la menor disposición de espacio, obligó a la reducción de las figuras y a la variedad en el uso de materiales para su elaboración, dando lugar a una tradición artística y artesanal sin límites.

  "Con la conquista del Nuevo Mundo esta tradición viajó con las primeras órdenes de religiosos encargados de la evangelización, sabemos que fue fray Pedro de Gante celebró el nacimiento de Jesús hacia el año de 1528, al preparar cantos y rezos para los indígenas, a quienes hizo venir de diversas regiones.

  "Estas celebraciones tornaron rápidamente en una tradición que rebasa su carácter evangelizador estableciéndose como costumbre entre los novohispanos durante las fiestas decembrinas y que prevalece hasta nuestros días.

  "Así, la represetnación del nacimiento de Jesús se convierte en una maravillosa obsesión para las manos artesanas, la riqueza de la gran diversidad cultural de los pueblos se refleja en su imaginario y en la infinita posibilidad de expresión en la creación de nacimientos elaborados por los Grandes Maestros del Arte Popular Mexicanos y de Iberoamérica". (1)

















Fuente:

1.- Folleto de la exposición: Nacimientos. Arte y tradición popular. Grandes Maestros del Arte Popular Mexicano. Colección Fomento Cultural Banamex. Palacio de Iturbide. Diciembre 2016-Marzo 2017.